Quien soy

Para saber quién soy es mejor conocer mi historia desde el principio. Todo comenzó una tormentosa noche de septiembre, cuando cayó un rayo y comenzó a oírse el lloro de un recién nacido… mmm, quizás me he ido demasiado al principio.

En realidad todo empezó cuando tenía 11 años, mis padres compraron un Amstrad CPC 6128, que era el primer ordenador que pisaba mi casa. Regalaban una suscripción a una revista y en una de ellas venía el código fuente de un juego sencillo en el Basic Locomotive de los Amstrad. Como no teníamos disquetes copiaba el código cada vez que quería jugar, había aprendido algo de mecanografía antes. Cuando vi que escribir algunas cosas en el ordenador servía para mover monigotes y hacer cosas por la pantalla, me piqué. Un tiempo después de aquello llegó el primer PC y ya había oído hablar del Ensamblador (Assembler) aunque no sabía que era necesario compilar ni lo que era un compilador. Mi objetivo era hacer juegos, lo que me llevó a aprender. Al principio era un fanático de los programas de MS-DOS “.com” que no sobrepasaban los segmentos de 64KB. Cuando salió el C y conocí el Turbo C reconozco que lo desprecié, generaba programas muy grandes para hacer lo mismo que yo con unos pocos bytes en Ensamblador.

Un familiar mío, que ya estaba en el mundo informático, dijo a mis padres que si sabía programar en Ensamblador tan joven, me sería muy fácil aprender cualquier otro lenguaje y no se equivocó. Tras varios años de ser un fanático del Ensamblador salió Windows 95 y vi que no podía progresar, por lo que aprendí Visual Basic. Aquello me introdujo un poco en la programación orientada a objetos pero no fue hasta poco tiempo después que aprendí Delphi y entendí lo que eran los objetos y las clases.

Como por cuestiones de la edad no termine los estudios secundarios y en cualquier empresa pedían títulos, tuve que trabajar en cosas que no tenían que ver con la programación. En el año 2004 me di cuenta que importaba menos la titulación para trabajar desarrollando páginas web y decidí hacer un curso “puente” para aprender lo necesario (HTML, PHP, CSS y Javascript).

Después de diez años trabajando para otros, creando y manteniendo webs, me vi en una encrucijada económica. Podía seguir igual ganando lo justo para vivir sin más pretensiones o atacar el objetivo aquel que me hizo aprender a programar hacía ya unos cuantos años.

Así que, cómo ya había coqueteado alguna vez con Java y también había hecho alguna que otra prueba con Android, creé mi primer juego Hit Red Button en 2015, el segundo fue The Maze of The Snail (El Laberinto Del Caracol) en 2016 y al principio del 2017 llegó el tercero, Lost Rocket.

Quién sabe lo que sigue ahora, el Objetive-C y el Swift no parecen tan complicados…