Menú Cerrar

De vuelta

Hacía ya bastante tiempo que quería retomar este blog, a principios de este año publiqué un post con motivo del lanzamiento de mi juego para Android Hit Red Button, que fue algo esporádico y en aquel momento no apostaba por retomarlo. Esto fue necesario ya que este blog es mi canal oficial para anunciar “cosas” (en principio profesionales relacionadas con la programación), con lo que rompí el silencio mantenido desde enero del 2011.

En esta nueva etapa pretendo ayudar a los novatos en el mundo de la programación y también a los veteranos que necesiten una ayudita (yo el primero). A lo largo de este tiempo he evolucionado bastante, en el 2011 utilizaba Symfony 1.4 para la parte del servidor, XHTML, CSS2 y jQuery para la parte del navegador. El cuento ha cambiado un poco. Ahora utilizo Symfony 2.7 mientras está a punto de lanzarse su versión 2.8. Definitivamente me he decantado por HTML5 y CSS3, mientras que ya no es necesario depender tanto del Javascript para algunas cosas, con lo que he relegado un poco jQuery y de paso me voy metiendo con AngularJS, a ver que sabe hacer.

El haber creado mi primer juego para Android me ha servido para refrescar mis conocimientos de Java y aumentarlos con lo que le toca del SDK de Android, utilizando primero Eclipse ADT y después Android Studio. Pero no quiero parar aquí, mi próximo objetivo incluye crear mi próximo juego utilizando Cordova para Android e IOS como mínimo, lo que me permitirá utilizar Javascript para algo más que validar formularios.

Toda esta evolución me ha llevado a buscar y rebuscar información constantemente, normalmente la documentación de cada entorno suele estar completa pero por alguna razón da igual el lenguaje o entorno que aún teniendo todo lo necesario lo más fácil al principio es que no funcionen las cosas y quedarse bloqueado. También me he dado cuenta en este tiempo, es una apreciación personal, que la documentación tiende a estar exclusivamente en inglés, habiendo medios más que suficientes para traducirlo todo, lo cual complica mucho la vida para los hispanoparlantes, ya que aunque se sepa leer en inglés siempre habrá una palabra o el sentido de una frase con interpretación dudosa de algo que en programación puede llevar a la absoluta catástrofe. Por ello pretendo escribir sobre lo nuevo pero también sobre cuestiones “viejas” más o menos actuales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *